Danny Salazar.

CLEVELAND -- Hace unos años, era bastante difícil pensar que el dominicano Danny Salazar podía ser el señalado para tener en sus manos la temporada del equipo de Cleveland.

Fue el propio Salazar quien ayudó a los Indios a alcanzar los playoffs cuando fue nombrado abridor del juego a ganar o morir por el Comodín de la Liga Americana en contra de los Rays.

Ahora, a menos de dos semanas de que inicien los entrenamientos primaverales, los Indios cuentan con Salazar para que los ayude a extender el éxito que tuvieron el año pasado. Y aunque varias interrogantes aún rodean al quisqueyano, se espera que aporte en grande en la rotación de Cleveland.

En el 2012, Salazar empezó a enseñar la clase de material que aceleraría su ascenso a las Grandes Ligas. Alcanzando las 95 millas por hora en su recta y con un sólido cambio de velocidad, el diestro tuvo marca de 5-2 con efectividad de 2.36 entre Clase-A y Doble-A, con 76 ponches y 27 bases por bolas en 87.2 innings.

Su temporada revelación comenzó al convertirse en el abridor del Día Inaugural para Doble-A Akron. Rápidamente se ganó un ascenso a Columbus y a principios de agosto llegó para quedarse en Grandes Ligas. Ya con el equipo grande, el derecho lanzó lo suficientemente bien como para abrir el juego por el Comodín de la Liga Americana.

Aunque Salazar cargó con la derrota esa noche, su presentación en Grandes Ligas fue todo un éxito. En 52 innings tuvo promedio de efectividad de 3.12 y un índice de ponches por cada base por bolas otorgada de 65-15.

El receptor brasileño Yan Gomes dijo que el temple de Salazar es lo que le permite sobresalir como novato. Ahora está ansioso por ver lo que el joven de 24 años es capaz de hacer en lo que se proyecta como su primer año completo con los Indios.

"Es emocionante ver cómo llegó de la nada y termino siendo nuestro abridor en los playoffs", expresó Gomes. "Será emocionante ver lo que puede hacer en una temporada completa".

Salazar ya está trabajando duro para tratar de mejorar. El oriundo de Santo Domingo, República Dominicana, se reportó a Goodyear el 12 de enero y se ha enfocado en mantener su recta abajo en la zona y lanzar con más frecuencia hacia las esquinas de la zona de strike.

Luego de todo lo que logró en tan poco tiempo, Salazar quiere asegurarse de extender ese éxito hacia el 2014.

"Una vez que llegas a Triple-A y eres llamado a Grandes Ligas, ya no quieres regresar, porque todo es mejor aquí", reconoció Salazar. "Entonces me propuse trabajar más duro para permanecer aquí".