Ubaldo Jiménez.

BALTIMORE, Maryland -- La horrible temporada del dominicano Ubaldo Jiménez empeoró el viernes cuando el derecho de los Orioles de Baltimore fue colocado en la lista de lesionados por 15 días debido a un esguince en el tobillo derecho.

Jiménez, de 30 años, se lo torció el miércoles en un estacionamiento de su complejo de apartamentos.

"Estuvimos viéndolo hoy y está bastante hinchado, vendado", dijo el viernes Buck Showalter, manager de los Orioles. "Esperábamos que se resolviera un poco hoy. No ocurrió así".

La medida es retroactiva al 6 de julio, el día después de que Jiménez hizo su última apertura. Iba a lanzar frente a los Yanquis de Nueva York el sábado, pero será reemplazado por Chris Tillman o Kevin Gausman.

Muy poco le ha salido bien a Jiménez esta campaña después de que firmó un acuerdo por cuatro años y 50 millones de dólares en el descanso entre temporadas. Tiene foja de 3-8 con una efectividad de 4.52 en total y de 1-4 y efectividad de 5.79 en el estadio de los Orioles.

Jiménez parecía estar encarrilado de nuevo después de que sólo concedió una carrera sucia en ocho innings frente a Texas el 30 de junio. Pero en su última apertura no permaneció mucho tiempo en el montículo: fue sacado poco después de tres entradas luego de que regaló seis bases por bolas.

No es la primera vez que se tuerce un tobillo.

"Le pasó en 2012", señaló Showalter. "La única razón por la que le pregunté es porque quería saber qué tan rápido sanó. Cualquiera que se haya torcido un tobillo sabe que, una vez que ocurre en una ocasión, como que cae en un patrón similar. Y le ocurrió lanzando. Lo enviaron a la banca las últimas dos o tres aperturas en 2012".

Al ser colocado en la lista de lesionados el viernes, Jiménez recibe el beneficio de quedar inactivo al mismo tiempo que los Orioles se encuentran de descanso antes del Juego de Estrellas.

"Si no fuera por el descanso del Juego de Estrellas, podríamos aguardar un par de días", afirmó Showalter. "Pero se trata también del mismo tobillo que en 2012, y con los tobillos he aprendido que uno debe ver la historia que los antecede. Cada vez que lo pones en riesgo, queda mucho más débil".